1fc7dae3f0eefb40d9386a06bf31625f XL

Hna. Irma G. Murrieta, Responsable de la Dimensión Diocesana de Movilidad Humana

En los últimos años, la participación de los migrantes mexicanos ha contribuido a la transformación y consolidación de una democracia incluyente y participativa gracias al esfuerzo de una constante lucha por reclamar el reconocimiento de sus derechos políticos plenos; indiscutiblemente, en Michoacán ha habido avances en cuanto al derecho al voto (se votó en las elecciones de Gobernador desde el extranjero) y la representación política (un diputado migrante por el PRD y un diputado suplente por el PRI).

México es el país que expulsa más migrantes hacia el extranjero (98% a Estado Unidos), por lo que el tema de la migración seguirá siendo un tema de vital importancia. De los 12 millones de mexicanos radicados en Estados Unidos, un gran número (4 millones) son de origen michoacano, por lo que es prioritario que los funcionarios reconozcan esta realidad y tomen acción al respecto.

Como consecuencia a la reforma del Código Electoral de Michoacán, en 2005 se otorgó a los michoacanos el derecho al voto en el extranjero; sin embargo, los resultados han sido deficientes puesto que se tenía como limitante la falta de la credencial para votar; en febrero de 2016 se autorizó la expedición de la credencial de elector a mexicanos radicados en el extranjero, lo que en teoría facilitará el ejercicio de este derecho a los mexicanos y michoacanos que viven en Estados Unidos.

La reforma estatal aprobada en febrero del 2007 en Michoacán permitió el voto para Gobernador a michoacanos en el extranjero, siendo la única experiencia existente en el país. Nuevamente, el conocimiento de las dinámicas de las comunidades migrantes por parte de las autoridades electorales permitió el registro de únicamente 982 solicitudes. Para la elección del 2011, se registraron 728 michoacanos radicados en el extranjero (91% de Estados Unidos), de los cuales el IEM determinó que sólo 601 ciudadanos cumplieron con los requisitos establecidos; sin embargo, hemos visto que existe una pobre difusión entre la población en el extranjero de la forma para obtener este documento y que puedan ejercer el voto.

Actualmente, de acuerdo con las autoridades migratorias, el flujo de migrantes michoacanos a los EUA es de más de 65 mil personas al año, aunque, ante la crisis económica global y el incremento de leyes racistas y xenófobas, ha aumentado la migración en retorno al Estado; cada vez nos encontramos con más migrantes mujeres y hombres más jóvenes, niños, niñas y adolescentes de todos los municipios y principalmente de población indígena procedente de comunidades rurales.

Invitamos a todos nuestros hermanos y hermanas migrantes que ejerzan su voto donde quiera que se encuentren, ya que si todos sumamos se dará la democracia en nuestro país. Dios los bendiga.